Por Miguel Apontes.

Esto es lo que La Voz del Interior pretende explotar en la nota publicada ayer en su página web. Su título es “O'Globo y un duro editorial”. Mientras el título del editorial de O’Globo es: "La propensión de la Argentina al error".

Para el diario brasileño, el país está "desarrollado pero en retroceso". "La situación es típica: requiere un shock fiscal y monetario, la reducción del gasto, y una fluctuación libre del peso. Como lo hizo Brasil en 1999, con éxito”, afirma en otro párrafo que reproduce La Voz del Interior, transparentando a qué se está induciendo a los lectores.

Nuestro medio centenario parece desconocer que el diario O’ Globo pertenece al mayor conglomerado de medios de Brasil y permanentemente reproduce allí –por afinidad ideológica, claro- el relato de los medios monopólicos argentinos, como Clarín y La Nación.

Que ahora, un editorial que reclama “seguridad a los inversores” desde O’Globo sea reproducido por los medios argentinos (en este caso La Voz del Interior), disfrazado de mirada independiente, no se puede sostener: se trata de una retroalimentación buscando ser convincentes a la hora de decir qué medidas económicas se busca forzar al gobierno nacional.  

Se ve que a algunos les da vergüenza expresar abiertamente los intereses que representan y buscan "zafar" citando a otros medios, de países mucho "más serios" que el nuestro.