Tras conocerse ayer las medidas económicas anunciadas por el Gobierno Nacional, la liberación del cepo cambiario y la devaluación del peso, y a raíz del aumento en los precios que se viene registrando en las últimas semanas, varios gremios ya hicieron escuchar los primeros pedidos de recomposición salarial para compensar la pérdida en el poder adquisitivo.


A nivel nacional, días atrás se conoció el pronunciamiento de la CGT Azopardo, que conduce el camionero Hugo Moyano, que solicitó un plus salarial de 8 mil pesos antes de fin de año. Al reclamo se habrían sumado también los mercantiles y los trabajadores agrupados en la UOM.


A su vez, la CGT Balcarce que conduce Antonio Caló informó ayer que resolvió solicitar una audiencia con el presidente Mauricio Macri para reclamar el pago de un bono salarial de emergencia. Desde la CGT que se mantuvo alineada al gobierno de Cristina Fernández de Kirchner, indicaron que no se ha cerrado un monto específico, sino que la intención es solicitar un piso mínimo y después cada sindicato definirá la suma.


La situación comenzó a tener sus réplicas en Córdoba. Si bien aún no son muchos los gremios locales que han expresado la necesidad de solicitar el bono de fin de año al gobernador Juan Schiaretti, ya se empezaron a ver algunas manifestaciones al respecto.

Por estas horas, el Sindicato de Empleados Públicos (SEP), al mando de José Pihen, también titular de la CGT Regional Córdoba, se encuentra en “estado de alerta” después de haber enviado una nota a Schiaretti planteándole la necesidad de una recomposición salarial. Desde el SEP indicaron que no están solicitando un bono navideño sino que se abre una instancia de diálogo con la Provincia.

Sin embargo, el gremio estatal aún no ha obtenido una respuesta del Gobernador. Por este motivo el SEP continuará hoy con las asambleas y los actos de protesta en “defensa del poder adquisitivo de los salarios” y exigiendo respuestas del Gobierno. Asimismo, los empleados públicos tienen previsto movilizarse con los cuerpos orgánicos este lunes.


Docentes
Por su parte, la Unión de Educadores de la Provincia de Córdoba (UEPC) formalizó ayer el pedido de reapertura de la Mesa de Política Salarial al Gobierno de la Provincia. Según expresaron desde el gremio docente “esta medida se da en el marco de los notables aumentos de precios que se han verificado en las últimas semanas, de los anuncios de devaluación del peso en el orden del 50% y de la eliminación de los subsidios a los servicios públicos anunciados por el Gobierno Nacional”.

“Todo indica que estas medidas, en parte reveladas en campaña por el ahora presidente Mauricio Macri y votadas por la mayoría de los argentinos y, en particular, por los cordobeses, impactarán directamente en el poder adquisitivo de todos los trabajadores”, señaló la UEPC en un comunicado de prensa.

Por último, el gremio que conduce Juan Monserrat afirmó que el Gobierno estaría en condiciones de dar una respuesta al pedido ya que “es claro que la Provincia se encuentra en una mejor posición financiera a partir de la decisión de la Corte Suprema en torno a los porcentajes de participación retenidos para ANSES”

Hospitales

Un sector de los trabajadores de los hospitales públicos provinciales realizó ayer asambleas en reclamo de un bono de fin de año de 5 mil pesos y la reapertura de la discusión salarial (foto).

Los profesionales nucleados en la Unión de Trabajadores de la Salud (UTS) no sólo reclaman un bono compensatorio sino que además denuncian la crítica situación del sector Salud en Córdoba por la falta de personal para cubrir las necesidades básicas de los hospitales. Desde UTS anticiparon que continuarán con las asambleas en los hospitales provinciales y no descartaron una movilización para los próximos días.